Viernes 17 de Enero, 16:42 hs

Río-Mar: “Las condiciones meteorológicas eran favorables”,indicó la Prefectura

El jefe de la Prefectura de Mar del Plata, prefecto mayor Aníbal Moya, aseguró que al momento de iniciarse la 37º edición de la competencia de natación Río-Mar “la condiciones meteorológicas eran favorables”, aunque admitió que promediando la prueba “rotó el viento, se incrementó su velocidad y tuvo un alto impacto en el comportamiento del mar”.
Moya, quien en su calidad de jefe de la Zona Mar Argentino Norte (se extiende desde Bahía Blanca hasta Mar del Plata, se encuentra cubriendo la licencia del titular de la Prefectura de Quequén, hizo referencia al protocolo de seguridad que se pone en práctica para este tipo de competencias y que lamentablemente, en esta ocasión, el sábado finalizó con la desaparición del nadador Ezequiel Bermejo.
Durante una entrevista concedida al periodista Carlos González Oronó en el programa “Voces de la ciudad”, que se emite por Radio Puente 104.3 FM, el jefe de esa fuerza de seguridad explicó que “si bien los pronósticos indicaban que podía existir un cambio en las condiciones climáticas, sabemos que esos informes no son una ciencia exacta y que, en este caso abarca una zona de 500 kilómetros desde Mar del Plata hasta Bahía Blanca”.
“La previsiones no son las mismas para Necochea que Claromecó, por citar algunas localidades”, puntualizó Moya, quien agregó que “los que conocemos esta zona sabemos que cuando se incrementa la velocidad del viento inmediatamente crece la altura de las olas”.
Consultado sobre si la competencia debió ser suspendida, ratificó que “a la hora de inicio las condiciones meteorológicas eran favorables”, al tiempo que destacó que “previamente se acordó con los organizadores que la prueba debía finalizar en un lapso de cuatro horas, más allá de que algunos competidores no hubieran alcanzado la meta”.
Asimismo, sostuvo que “cuando se está por desarrollar una prueba de estas características la Prefectura brinda asesoramiento y colaboración, como así también marca las pautas sobre las necesidades de elementos y dispositivos de seguridad” y opinó que “en este caso, las condiciones reunidas por la organización estaban dentro de los parámetros aceptables en cuanto a la cantidad de embarcaciones de apoyo para los nadadores”.
“Esta es la 37º edición de esta competencia y la organización no es improvisada porque tiene experiencia”, finalizó Moya, quien manifestó que la Prefectura está a cargo de la coordinación del operativo de búsqueda del nadador.* FOTO: Leonardo Menna – El Deportivo «Juan Alberto Poteca»
 

Comentarios Libres