Martes 17 de Octubre, 10:09 hs

La visión y la constancia llevó a fundar Necochea hace 136 años

Hace 136 años era fundada Necochea.La feliz visión de Angel Murga,Victorio de la Canal y otras familias que poblaban este rincón del Sudeste bonaerense se vio plasmada luego de no pocos esfuerzos.
Los hechos fortuitos han llevado muchas veces a descubrir zonas o tierras desconocidas, donde luego sí el hombre debió volcar todos sus esfuerzos y poner a prueba su inteligencia para sobrevivir en esos lugares y -su más cara ambición histórica- fundar los pueblos que servirían para formar su familia y de ese modo persistir en el tiempo a través del crecimiento de esos pueblos.
Fue precisamente un hecho fortuito el que llevo al descubrimiento de estas tierras. Corría el año 1669 cuando el Virrey Don Juan José de Vertiz ordenó la formación de una tropa de 60 carretas con un millar de hombres - de los cuales 440 eran soldados- para llegar a las entonces llamadas salinas grandes, en procura de hallar sal, un producto escaso y caro en la metrópoli y que en la época resultaba indispensable para la alimentación.
Con posterioridad, corría el año 1748 cuando el Jesuita Jose Cardiel incursionó por esta zona, llegando incluso a la desembocadura del río Quequén Grande, efectuando algunos trabajos de cartografía -los primeros- y aportando datos sumamente precisos de la región, los que tuvieron amplia resonancia en Buenos Aires y también en España. en aquel momento, el propio Jesuita Cardiel se encargó de testimoniar que está zona de la que hoy es provincia de Buenos Aires tenia potenciales riquezas en sus muy fértiles tierras aptas para los cultivos y la cría de ganado.
De tal modo, quien se atreviera a desafiar los rigores que la misma naturaleza imponía, debería hacerlo en el convencimiento de instalarse en una llanura inhóspita y teniendo como única opción la de encarar un trabajo fecundo. Así, la tierra premiaría sin retaceos a quién la empapara con sudor y, muchas veces, sangre.
El miércoles 12 de octubre de 1881 fue un día ventoso pero con un agradable sol. Se procedio a izar la bandera Nacional,
Román de Lucía, uno de los fundadores, fotografiado en su última visita a Necochea (1930) utilizando para ello el palo mayor del velero "El Filántropo" que fue traído utilizando una caballada, desde "Médano Blanco", a través de los arenales. 
El palo mayor, ya transformado en mástil fue ubicado en el Centro de la Plaza del pueblo, por Benedicto Calcagno, ayudante del agrimensor Muñiz. Se organizó una fiesta popular con carne asada con cuero y cohetes, armándose una carpa para la celebración.
Asimismo, se redactó la acta de fundación, la que fue suscripta por los fundadores presentes, entre los que por su puesto se encontraban, Murga y de la Canal. Así eran las primeras horas formales de nuestra Necochea.

Comentarios Libres